Cuestiones jurídicas y bioéticas entorno a la Muerte
Curso dictado por Dra. Teodora ZAMUDIO

Material editado para l@s alumn@s de la U.M.S.A.

 

Panorama legal del aborto en el mundo

Inicio | Equipo de edición | Mapa de carpetas

 

 

Programa
Laboratorio
Normativa
Jurisprudencia
Notas doctrinarias
Tesinas y Ensayos
Dictámenes

Alrededor de 41% de la población del mundo vive en 50 países que permiten el aborto sin restricciones causales. En esos países, que incluyen China, Francia, Federación Rusa, Sudáfrica y Estados Unidos, la mujer puede conseguir un aborto sin presentar ninguna justificación. No obstante, la mujer debe observar los requisitos de procedimiento que la ley prescriba[1].

% Población mundial
Cantidad de Países
Posición legal frente al aborto
Observaciones

41%

50

permiten el aborto sin restricciones causales

límites al período de gestación o al tipo de servicio médico en el que se puede realizar el procedimiento; requisitos de autorización de terceros, como que el esposo o uno de los padres autorice el procedimiento; período de espera obligatorios; y consejería obligatoria.

no financian el procedimiento cuando hay falta de necesidad médica o de otras circunstancias extremas

21%

14

permitido de acuerdo con amplios criterios sociales y económicos

los profesionales de la salud pueden no conocer las condiciones en las que está permitido el aborto.

los proveedores de la salud se niegan a cumplir la ley o no están capacitados adecuadamente para hacerlo

falta de centros capacitados para proveer el servicio

13%

53

permitido cuando es necesario por una amenaza:

-   para salvar la vida de la mujer y proteger su salud física;

-   para salvar la vida de la mujer y proteger su salud física y mental;

26%

74

prohíben en su totalidad

o permitido sólo para salvar la vida de la mujer (criterio restringido)

Fuente: Centro de Derechos reproductivos. Derechos Reproductivos 2000: Hacia adelante. http://www.crlp.org/esp_pub_bo_rr2k.html

Otro 21% de la población mundial vive en 14 países en los que el aborto está permitido de acuerdo con amplios criterios sociales y económicos. Estas leyes permiten el aborto cuando una mujer puede mostrar que llevar a término un embarazo le causaría penurias sociales o económicas. Al personal médico le está permitido considerar los recursos económicos de la mujer, su edad, su estado civil y el número de sus hijos vivos. Barbados, Gran Bretaña, India y Zambia tienen leyes que entran en esta categoría y que por lo general son interpretadas con criterios amplios[2].

En 53 países, que albergan a aproximadamente 13% de la población mundial, el aborto sólo está permitido cuando es necesario por una amenaza a la salud de la mujer. En algunos países, como Perú y Zimbabwe, el daño amenazado debe ser o grave o permanente[3]. Otras leyes como las de Argentina y Etiopía no definen ni califican el término “salud”. Otras más, como las de Botswana, Jamaica y Malasia, reconocen explícitamente que las amenazas a la salud mental pueden ser causa de aborto[4].

Por último, aproximadamente 26% de la población vive en 74 países que, o bien permiten el aborto sólo para salvar la vida de la mujer, o bien lo prohíben en su totalidad. Muchos países en esta categoría, incluidos Brasil, Nigeria e Indonesia, permiten explícitamente el aborto cuando el embarazo amenaza la vida de la mujer. Otros países, como la República Dominicana, Senegal y Egipto, tienen leyes que no hacen la excepción explícita de proteger la vida y que puede interpretarse que permiten el aborto en esas circunstancias con base en la “necesidad”[5]. Se trata de un principio general de derecho penal según el cual ciertos delitos se pueden exculpar cuando se cometen como el único medio de salvar la propia vida o la vida de otra persona. En algunos países, cambios legales recientes han puesto en tela de juicio la defensa de la necesidad. En Chile, por ejemplo, una disposición del código penal que permitía el aborto por causas “terapéuticas” fue abrogada en 1989, ilegalizando el aborto en todos los casos[6]. Del mismo modo en Colombia –donde no hay excepción explícita en el derecho penal para salvar la vida de la mujer-, un caso de 1994 que desafiaba las leyes restrictivas sobre aborto tuvo por resultado que la Corte Constitucional sostuviera que el derecho a la vida está constitucionalmente protegido desde el momento de la concepción[7].

La mayoría de los países que permiten el aborto –hasta aquéllos que no establecen ninguna restricción a las causas para abortar- establecen condiciones que hay que observar para que un aborto sea clasificado como legal. Estas condiciones son: límites al período de gestación o al tipo de servicio médico en el que se puede realizar el procedimiento; requisitos de autorización de terceros, como que el esposo o uno de los padres autorice el procedimiento; período de espera obligatorios; y consejería obligatoria. Por último, los costos suelen ser un obstáculo al acceso de la mujer al aborto.

Incluso Estados que permiten el aborto en términos legales amplios, pueden no financiar el procedimiento cuando hay falta de necesidad médica o de otras circunstancias extremas[8].

La capacidad de una mujer para conseguir un aborto depende también de que haya servicios disponibles, lo cual puede depender de factores tan diversos como la interpretación que se haga de la ley existente, la aplicación de la ley y las actitudes de la comunidad médica y del público en general. En países con leyes restrictivas, los profesionales de la salud pueden no conocer las condiciones en las que está permitido el aborto. A veces, los proveedores de la salud se niegan a cumplir la ley o no están capacitados adecuadamente para hacerlo[9]. Muchas veces las regulaciones administrativas son engorrosas y confunden a los profesionales de la salud que están dispuestos a prestar servicios de aborto sobre qué pueden y qué no pueden hacer. Muchas veces esta confusión y el temor a ser penalmente responsables hacen que no estén dispuestos a correr un riesgo[10].

La India es un ejemplo de país en el que una ley liberal sobre aborto no asegura que las mujeres puedan tener acceso a procedimientos seguros y legales. La Ley de Terminación Médica del Embarazo de la India permite el aborto por causas socioeconómicas e incluso reconoce que la angustia de un embarazo no deseado resultado de fallas anticonceptivas podría constituir un “daño grave a la salud mental de la mujer embarazada” que podría justificar un aborto[11]. No obstante, sólo 1,800 de los 20 mil centros de salud primaria tienen servicios de aborto legalmente certificados. Las mujeres con embarazos no deseados se ven obligadas a recurrir a procedimientos de bajo costo realizados por practicantes no capacitados en condiciones insalubres[12].

Así como la autonomía reproductiva de la mujer se ve debilitada por la imposibilidad de acceder a procedimientos de aborto seguro y legal, los Estados violan los derechos reproductivos de las mujeres cuando no permiten que éstas tomen decisiones libres e informadas sobre si quieren o no someterse al procedimiento. Son escasas las situaciones en las que la falta de respeto de los Estados a las decisiones reproductivas de las mujeres pueden tener por resultado abortos forzados. Por ejemplo, China restringe el número de hijos que puede tener una pareja casada y hay pruebas de que esta política se ha puesto en práctica mediante abortos forzados[13]. La política china de hijos únicos contribuye a crear un clima de coerción, violando por lo tanto el derecho de las mujeres a la integridad física y a la seguridad de la persona, y los derechos de las mujeres a controlar sus capacidades reproductivas[14].

Para el propósito de este estudio, consideramos que las leyes de aborto caen dentro de una de cinco categorías de restricción. Partiendo de las más a las menos restrictivas, estas categorías identifican leyes en razón de las cuales el aborto está: (1) prohibido en su totalidad o permitido sólo para salvar la vida de la mujer; (2) permitido para salvar la vida de la mujer y proteger su salud física; (3) permitido para salvar la vida de la mujer y proteger su salud física y mental; (4) permitido para salvar la vida de la mujer y proteger su salud física y mental, y por causas socioeconómicas; y (5) permitido sin restricciones causales. Los países cuyas leyes han pasado de una categoría a otra como resultado de legislación promulgada a partir de 1995 están incluidos en el análisis que hacemos a continuación.

Por lo menos cinco países de diferentes regiones del mundo han promulgado recientemente legislación que liberaliza el aborto.

• En 1996, Albania convirtió en ley un mandato del Ministerio de Salud de 1991[15] que permite el aborto sin restricciones causales durante las primeras 12 semanas[16] de embarazo[17]. Esta ley ordena que la mujer pase por un proceso de consejería sobre adopción y de información sobre la asistencia pública y privada existente en caso de que opte por llevar su embarazo a término[18]. La ley de 1991 y la posterior de 1996 modificaron una orden del Ministerio de Salud de 1989 que permitía el aborto sólo cuando estuviera en riesgo la salud física o mental de la mujer, cuando el embarazo fuera resultado de violencia o incesto, o cuando la mujer embarazada tuviera menos de 16 años[19].

• En 1996, Burkina Faso reformó el Código Penal para permitir el aborto en cualquier etapa del embarazo cuando corría peligro la vida o la salud de la mujer y en el caso de malformación fetal grave[20]. El aborto también está permitido durante las primeras diez semanas de embarazo en casos de violación o incesto[21]. De acuerdo con la ley anterior, el aborto estaba prohibido a menos que se practicara para salvar la vida de la mujer[22].

• Camboya liberalizó de manera significativa la ley de aborto en noviembre de 1997[23]. De acuerdo con esta ley recientemente aprobada, el aborto está permitido durante las primeras 14 semanas de embarazo sin restricciones causales[24]. La ley anterior permitía el aborto sólo para salvar la vida de la mujer[25].

• En Guyana, una ley de 1995 que se proponía en parte “incrementar la consecución de la maternidad sin riesgos eliminando muertes y complicaciones debidas a abortos en condiciones de riesgos” permite el aborto sin restricciones causales durante las ocho primeras semanas de embarazo[26]. Después de ocho semanas, pero antes de que hayan transcurrido doce, a la mujer se le puede practicar un aborto con base en términos amplios, incluidas las consideraciones socioeconómicas[27]. La ley anterior permitía el aborto sólo para salvar la vida de la mujer o para proteger su salud física o mental[28].

• Sudáfrica promulgó la Ley sobre la Decisión de Terminar el Embarazo de 1996, que convierte la ley de aborto de este país en una de las más liberales del mundo. La Ley mencionada permite el aborto sin limitaciones causales durante las 12 primeras semanas de embarazo, dentro de las 20 primeras semanas por varias razones y en cualquier momento si existe riesgo para la vida de la mujer o malformación fetal grave[29]. La Ley derogó otra de 1975 que prohibía el aborto a menos que el embarazo fuera resultado de violación o incesto, cuando la vida de la mujer estaba en peligro o cuando había malformación fetal[30].

Dos son los países que han restringido recientemente sus leyes de aborto.

• En 1997, El Salvador reformó el Código Penal para eliminar todas las excepciones a la prohibición de aborto que contenía[31]. De acuerdo con la ley anterior, el aborto estaba permitido cuando fuera necesario para proteger la vida de la mujer, cuando el embarazo fuera resultado de violación y cuando existiera un riesgo sustancial de malformación fetal[32].

Además de la reforma al Código Penal, la Constitución de El Salvador fue reformada en 1999 para reconocer la vida desde el momento de la concepción[33].

• En Polonia, una ley que liberalizó el aborto en 1996 fue invalidada por la Corte Constitucional en 1997[34]. La Corte consideró que la ley, que permitía el aborto por causas sociales y económicas, violaba la protección constitucional al derecho a la vida del “niño concebido”[35].

En diciembre de 1997, el Parlamento de Polonia aprobó nueva legislación que eliminaba las causas sociales y económicas para el aborto[36]. En la actualidad, en Polonia el aborto es posible por tres causas: cuando el embarazo amenaza la vida o la salud de la mujer; cuando hay sospecha justificada de que el embarazo ha sido el resultado de un “acto delictivo”; y en casos de malformación fetal[37].

Hay que destacar que incluso en países con leyes liberales de aborto –como Hungría[38], la Federación Rusa[39] y los Estados Unidos[40]-, las corrientes que se oponen influyen sobre los sistemas judiciales y las legislaturas para restringir el acceso de las mujeres a servicios de aborto. Aunque el resultado de muchas de estas campañas aún es indefinido, ameritan un atento estudio.

Atrás Arriba Siguiente

 


NOTAS:

horizontal rule

[1] CENTRO LEGAL PARA DERECHOS REPRODUCTIVOS Y POLÍTICAS PÚBLICAS (CRLP), Las leyes de aborto en el mundo 1999 (cartel con mapa), [en adelante, Leyes de aborto mundiales].

[2] Ibid.

[3] ANIKA RAHMAN et al.,“A Global Review of Laws on Induced Abortion, 1985-1997” [Una mirada global a las leyes sobre aborto inducido ], no. 24, 1998, International Family Planning Perspectives, pp. 56, 75.

[4] CRLP, Leyes de aborto mundiales.

[5] Ibid.

[6] RAHMAN, Aborto inducido, p. 60.

[7] Ibid.

[8] Ibid., p. 59.

[9] ADRIENNE GERMAIN Y THERESA KIM, INTERNATIONAL WOMEN’S HEALTH COALITION, Expanding Access to Safe Abortion: Strategies for Action [Ampliando el acceso al aborto seguro: estrategias para la acción], 1998, p.17.

[10] Ibid.

[11] RAHMAN, Aborto inducido, p. 57, citando Medical Termination of Pregnancy Act [Ley de terminación medica del embarazo], Ley no. 34, 1971, sec. 3(2), explicación I, reproducida en International Digest of Health Legislation, v. 22,1971, p. 965.

[12] COOMARASWAMY, Informe de la Relatora Especial de Violencia y Derechos Reproductivos, para. 62.

[13] Ibid., para. 50.

[14] Ibid.

[15] Mandato de Albania, 8 de junio de 1991, Ministerio de Salud a la Orden del 17 de junio de 1989, traducido en Annual Review of Population Law, Reed Boland (ed.), no. 18, 1991, p. 26.

[16] En este informe, los límites del período de gestación se calculan a partir del último período menstrual (UPM), que en general se considera que tiene lugar dos semanas antes de la concepción.

[17] Albania, Ley no. 8045, 7 de diciembre de 1995 sobre la Interrupción del Embarazo, resumida en Recht in Ost und West, no. 40, 1996, p. 113.

[18] Ibid.

[19] Albania, Orden no. 1765, 17 de junio de 1989, del Ministerio de Salud sobre Permiso de Prevención y Eventual Interrupción del Embarazo, resumida en Annual Review of Population Law, no. 18, 1991, Reed Boland (ed.), p. 26.

[20] Burkina Fasso, Ley no. 043/96/ADP, 1996, que reforma el Código Penal, arts. 383, 387.

[21] Ibid.

[22] Burkina Fasso, Código Penal, 1984, arts. 317, 328 (sobreseídos).

[23] Camboya, Kram Real, 12 de noviembre de 1997.

[24] Ibid., art.8.

[25] DEPARTAMENTO DE DESARROLLO ECONÓMICO Y SOCIAL DE LAS NACIONES UNIDAS, DIVISIÓN DE POBLACIÓN, Abortion Policies: A Global Review, vol. I: Afghanistan to France [Políticas sobre aborto, vol. I: de Afganistán a Francia], 1992, p. 70, [en adelante, Políticas sobre aborto, vol. I].

[26] Guyana, Ley no. 7 de 1995, 14 de junio de 1995, traducida en International Digest of Population Law, no. 46 1995, p. 479, art. 5.

[27] Ibid., art. 6.

[28] DEPARTAMENTO DE DESARROLLO ECONÓMICO Y SOCIAL DE LAS NACIONES UNIDAS, DIVISIÓN DE POBLACIÓN, Abortion Policies: A Global Review, vol. II: Gabon to Norway [Políticas sobre aborto, vol. II: de Gabón a Noruega], 1993, p. 43.

[29] Sudáfrica, Ley sobre la Elección de la Terminación del Embarazo, Ley no. 92, 1996, art. 2.

[30] Sudáfrica, Ley de Aborto y Esterilización, 1975, reproducida en INTERNATIONAL ADVISORY COMMITTEE ON POPULATION AND LAW, Annual Review of Population Law,1975, p. 48.

[31] El Salvador, Decreto no. 1030, 1998, arts. 133-137.

[32] DEPARTAMENTO DE DESARROLLO ECONÓMICO Y SOCIAL DE LAS NACIONES UNIDAS, Políticas sobre aborto, vol. I, p.120.

[33] Constitución Política de la República de El Salvador, con todas sus reformas, entrada en vigor 20 de diciembre de 1983, reformada por Decreto No. 541, 16 de febrero de 1999, art. 1(2).

[34] Polonia, Resolución del Tribunal Constitucional del 28 de mayo, 197, sign. de los registros K 26/96, sec. 4.3 (traducción no oficial).

[35] Ibid.

[36] Polonia, Ley del 7 de enero de 1993, sobre Planificación Familiar, Protección del Embrión Humano y Condiciones de la Terminación Legal del Embarazo, reformada el 23 de diciembre de 1997, traducción patrocinada por la Federación de Mujeres y la Planificación Familiar, Varsovia, Polonia.

[37] Ibid., art. 4a.1 (1-3).

[38] “Constitution Watch: Hungary”[ Monitoreo consitucional: Hungría], East European Constitutional Review, vol. 8, no.1-2, Invierno/Primavera 1999, <http://www.law.nyu.edu/eecr/vol18num1- 2/constitutionwatch/hungary-html>, visitada el 27 de marzo de 2000.

[39] Anteproyecto de ley: “Sobre los principios legales y garantías de implementación de bioética”, art. 9, Duma rusa, 1999.

[40] Véase por ejemplo, CENTRO LEGAL DE DERECHOS REPRODUCTIVOS Y POLÍTICAS PÚBLICAS (CRLP), Special Report: “Partial-Birth Abortion” Bans – Unconstitutional, Deceptive, Extreme [Informe especial: prohibiciones a abortos del tercer trimestre-inconsitucionales, engañosos y extremos], <http://www.crlp.org/special.html>, visitada el 12 de abril de 2000.